Escombreras, bocaminas, castilletes, barriadas obreras… salpican el paisaje y llevan al visitante a la época de la industrialización de la que fueron protagonistas

Paisajes a pie
Turismo activo
Huellas del pasado
Nuestra historia minera
Sabores de Siempre
Conocer ASTURIAS

Testimonio de nuestra historia minera









El paisaje combina sus bellezas naturales con muestras de las pasadas, y en algunos casos aún presentes, actividades mineras. Escombreras, bocaminas, castilletes, barriadas obreras… salpican el paisaje y llevan al visitante a la época de la industrialización de la que fueron protagonistas, permitiéndole hacer un recorrido por el día a día de los mineros, su entorno laboral y su vida cotidiana. 

Así, el Valle de Turón atesora el pozo Figaredo, el reseñable chalet de los Figaredo, las Casas de los Jardines en la Cuadriella, el chalet de Rafael del Riego o los Cuarteles viejos de Repipe, destinados a viviendas, en unos casos, de altos cargos de la Sociedad Hulleras de Turón y, en otros, de los obreros. El edificio de la Hullera, el lavadero de Sovilla y el poblado de Santa Cruz cerca de Uxo; los pozos mineros de Santiago, San Antonio, San Fernando, San Jorge, San José, San Nicolás, Monsacro, Tres Amigos; Las Minas de Rioseco en Riosa, son otras muestras del pasado industrial de la zona.

El conjunto del poblado minero de Bustiello, declarado Bien de Interés Cultural, en el ámbito del Patrimonio Industrial, supone un ejemplo único en Asturias.